Seguidores

domingo, 1 de agosto de 2010

Titanic

Dos damas inglesas se encuentran tomando su habitual whisky en el bar del Titanic. Se oye un tremendo estruendo, todo cae al suelo, la punta de un enorme iceberg irrumpe en el bar, y una de las dos damas dice:
- He pedido hielo pero, francamente, esto roza lo ridículo.

3 comentarios:

  1. Gracias por visitar mi casa y dejar tus comentarios. Abrazos.

    ResponderEliminar
  2. Me gusta ese tipo de humor. Me recuerda al de la importancia de llamarse Ernesto y también al de Jardiel Poncela, si bien éste último es algo más llamémosle surrealista.

    ResponderEliminar