Seguidores

miércoles, 15 de junio de 2011

El vino de Jerez

La entrada que el blog de Marikosan dedica a los "Alimentos II" seguro que tiene muchos lectores porque trata de los alimentos integrales. Ya llevan de moda algunos años pero siempre tienen un montón de adeptos. Yo solo sé de eso que es el título de una aclamada película en los Premios Goya: "Pa negre", de Agustí Villaronga, vamos que era ese pan negro de los años de la postguerra. ¡Menuda cara ponía mi abuela cuando veía pan integral! Lo que son las cosas. Bueno, a lo que iba, esta documentada entrada (capítulo II de los alimentos para personas sanas) me ha dado la idea de poner algún texto sobre alimentos, así que publico este fragmento de Ignacio Ruiz Quintano sobre el vino de Jerez:
"El vino de Jerez no lo hace éste ni aquél fabricante. Lo hacen los dioses.
El vino de Jerez se hace solo, a sí mismo, bajo los arcos húmedos y catedralicios de las bodegas. Primero, el mosto; luego, después de "desliado", la añada; luego, el trasiego a las criaderas; luego, a la solera...¿Cuál ha sido el esfuerzo del hombre en todo el tiempo? Nada: el gesto mínimo y soñoliento de trasegar con la cuba de una bota a otra. ¿Quiénes hicieron este vino de maravilla? Los dioses, nada más que los dioses.
Y ése vino de Jerez es el secreto de toda Andalucía, que puede vivir con un poco de pan, agua y vinagre. No es que seamos perezosos. Es que nos sobra el tiempo. No tenemos nada que hacer. Aquí todo lo hacen los dioses".

Ya sabe, un cuenco de arroz integral hervido, un corrusco de pan negro y... una botellita de Jerez y el cuerpo como un reloj. Si ve que no le sienta muy bien al principio vaya subiendo la dosis de Jerez.

(Ver también la entrada Alexander Fleming, en el capítulo "beber" de este mismo blog)

4 comentarios:

  1. Me adhiero totalmente al dr. Flemming, y al vino de Jerez, que pa eso tengo sangre jerezana en la palma de la mano.
    ¡Chin, chin!

    ResponderEliminar
  2. jajajajaja, qué mala leche tienes. Afortunadamente en mi entrada no se habla del vino ni de las bebidas espirituosas.

    Me gustaría mucho invitarte a comer un día, seguro que cambiarías de idea, por ejemplo las lentejas, con chorizo, que he hecho hoy, estaban riquísimas. Aunque mi plato estrella es el arroz con setas. Comer sano e integral, no significa dejar el paladar de lado queridísimo mio.

    Un beso, integral, o sease, íntegro o completo.

    ResponderEliminar
  3. ¡Chin, chin, Jana! Una bella, animada y colorista tierra, también en gastronomía.

    Tremendo placer leer tu comentario, Marikosan, un placer in crescendo.

    ResponderEliminar
  4. creo que en general gusta mas el vino de jerez que los alimentos integrales!
    lo que no hablas es de cantidades recomendadas, o es mejor al gusto?

    ResponderEliminar