Seguidores

lunes, 3 de octubre de 2011

Besos


Dije hace unos minutos, en un comentario al anterior post, que un día hablaría de los besos. Hoy mismo. Los besos son importantes. Por culpa de un beso de buenas noches denegado por su madre cuando era niño, Proust teje toda una neurosis familiar en forma de novelón asmático, policromado, que en el fondo es todo él una indagación detectivesca alrededor de los besos furtivos o fantasmales, de los besos no dados o no recibidos o dados y recibidos a destiempo o a las personas equivocadas. Besos con sabor a magdalena mojada en té de lágrimas o besos con sabor a playa normanda o besos de bocas pequeñas, en un permanente carnaval de celos y de labios. Triste pero forzoso es admitir que los besos no recibidos han hecho más por la literatura que los besos recibidos.

13 comentarios:

  1. Completamente de acuerdo Pitt... por eso besos al viento para ti.

    Saludines!

    ResponderEliminar
  2. Estamos besucones últimamente. A mí me tocó la semana pasada. Pero tu post me gusta más. Esa reflexión por el beso negado a Proust es más cierta que decir que es una novela a partir de una magdalena en el té(aunque también lo menciones). Yo leí todo "En busca del tiempo perdido". Siete hermosos volúmenes dónde me imaginé a Albertine como una hermosa chica de melena negra y luego, gracias a la wikipedia, supe que era un efebo de cabello oscuro. Pero eso no importa. El principio con los besos que la madre se guardó es brillante.
    Y es que es cierto, siempre recuerdas más lo que no tuviste. Lo que se quedó como trauma, tal vez.

    ResponderEliminar
  3. Yo siempre he dicho que me robaron mi primer beso de amor, la culpa fue de mi madre, aquel verano fue el mejor y el peor de mi vida. Pero ya escribí sobre eso.
    Quizá aquel trauma me convirtió en una madre excesivamente besucona, o quiza fue leer a Proust hace mucho tiempo ya.
    De cualquier modo para mi los besos son muy importantes para expresar cualquier tipo de afecto.


    Marikosan

    ResponderEliminar
  4. Gracias, muchas gracias por esos besos, todos necesitamos del afecto y los besos son parte material del mismo, de hecho el único idioma universal es el beso.
    Hou, siempre tan agudo, nos advierte que siempre recuerdas más de lo que tuviste, y es que la memoria... pero eso es otra historia o, como estamos en un blog, otro post.

    ResponderEliminar
  5. Besos... son puñales que se clavan...

    Un beso :D

    ResponderEliminar
  6. besar me parece que es un bien necesario, que no necesariamente tenga que estar ligado a un sentimiento específico, solo besar, por besar te llena de muchas cosas buenas (buenas intenciones, buenos deseos, buenas ganas de pasar a más)... besar es taaaan rico...

    ResponderEliminar
  7. De las mejores cosas de la vida... Los besos.
    Un beso para tí.

    ResponderEliminar
  8. Dicen que los besos mas bellos se dan con la mirada, y que los más dificiles no son los primeros, sino los últimos besos, los del adios

    ResponderEliminar
  9. Hay besos que nos hubiera gustado dar y que no pudo ser; otros que dimos y nos estaremos arrepintiendo toda la vida por haber hecho tan mal uso de ellos; y esos, maravillosos besos, que aunque hayan pasado cien años, al recordarlos, aún se nos pone el vello de punta, y nos da una punzada el bajo vientre.

    Besos, besos...

    ResponderEliminar
  10. Besos que mueren sin nacer, que mueren en la boca, que siempre sueñas con haber podido darlos... Para mí también son muy importantes, es extraña esa necesidad de hacer un gesto con la boca y sentir la respuesta, ¿verdad? ¿Por qué besos y no frotar la nariz, como los esquimales, u otra cosa, por qué necesitamos el beso?
    Muchos besos, Pitt.

    ResponderEliminar
  11. Adoro los besos. Me pasaría el día dando besos a la gente que quiero. Yo no tengo besos no dados, o al menos juro por todos los besos que he dado que no los recuerdo. Pero llevas razón: se ha escrito más sobre esos que sobre los que se regalan, y es que nos gusta mucho el drama. Con lo sano que es reir.
    Un beso! O dos! o Más!

    ResponderEliminar
  12. Hay que reconocer que los besos no recibidos y el desamor son las musas de cientos de autores de diversos campos como la literatura o la música. En el fondo el amor mueve el mundo: personalmente no soy capaz de recordar una película que no contenga una historia de amor de fondo. O al menos un beso, o al menos tensión sexual. Me gustó mucho esta entrada, enhorabuena =)

    ResponderEliminar