Seguidores

lunes, 19 de enero de 2015

La fuerza de la razón



Si usas la fuerza de la razón para superar tanto las seducciones como las aversiones que te provoca el mundo exterior, podrás mantenerte imperturbable en cualquier cincunstancia aunque hayas perdido o puedas perder las cosas y personas que amas.

(Foto: Pitt Tristán)

44 comentarios:

  1. Öjala fuera tan fácil sólo llevarse por la razón....pero el corazón????? aysssss el corazón!
    bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Corazón...de melón...de melón, melón , melón... lalalalalala... corazón... de melón....
      Jajajajaja, un beso, bellezón.

      Eliminar
    2. El corazón y, no te olvides, ¡de los culos!
      Besossssss.

      Eliminar
  2. El corazón tiene razones que la razón no entiende... Imperturbable pero marcando la distancia que impone llevar una coraza a todas partes ... Así lo piensa una que ... Razona demasiado ... Un abrazo de luz

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa coraza, hecha de razón, nos ayuda con los infotunios pero también nos impide algunos goces de la vida. Sólo soy un hombre que mira, o que contempla, que es más puro que mirar.
      Un beso.

      Eliminar
  3. Te veo muy pensativo y no tengo razón para importunarte con mis razocinios. Un abrazo soplado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Será cosa del invierno, del recogimiento, momentos de nostalgia y reflexión.
      Un abrazo (no hace falta soplarlo porque aquí ya hace bastante viento, y helado, por cierto)

      Eliminar
  4. En teoría es asi. Pero no lo creo posible al cien por cien.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada existe puro. Nada existe al cien por cien.
      Besos.

      Eliminar
  5. Hay un poeta que en unos versos expresa muy bien lo que es la razón en un mundo lleno de sinrazones.

    Lo buscaré, Un beso.

    Un poesia muerto, pero su poesía me resulta actual, tal vez ella no muera jamás.

    ResponderEliminar
  6. Esta es una de sus estrofas:

    " XIV
    Perdida en tanta soledad la calma,
    de noche eterna el corazón cubierto,
    la gloria, muda, desolada el alma,
    en este pavoroso desconcierto
    se eleva la razón, como la palma
    que crece triste y sola en el desierto."

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por recordarnos a este poeta:

      "Nació una flor al pie de unas
      ruinas donde no la vio nadie:
      el sol no más, desde su eterna altura,
      supo que aquella flor vivió una tarde".

      Gaspar Núñez de Arce

      Eliminar
  7. Es una forma lineal y constante de aceptar la vida. Sin sobresaltos ni caídas. Pero a veces también necesitamos esas cosas, aunque nuestra razón nos diga que no. Eso sí, mirando a través de la ventana o pasando frío fuera, el humor que no falte, que las risas son las risas hay que tenerlas en todos lados.
    Muy buena foto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy contigo en esos momentos de irreflexión para dotar de vida a la vida, y ese humor que no puede faltar ni en los momentos más difíciles.
      Gracias.

      Eliminar
  8. Pero nos hace insensibles... no siempre la razón es buena en exceso
    Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una gran reflexión, debería distanciarme algunos momentos de la razón.
      Besos.

      Eliminar
  9. Es verdad la razon te lleva lejos por eso prefiero la locura que te lleva mas lejos todabia jajajaja jajajaja muakiss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Después de varios consejos en esta línea, de personas a las que tanto aprecio, me parece que tomaré el camino de menos razón y más corazón.
      Muakisss.

      Eliminar
  10. Uy... algo asì como el Aurea mediocritas, pero no sé si alguien la conoce, yo no tengo esa fuerza.
    Tal vez, tù?
    :*)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, algo así, temas que, junto al carpe diem, y parvo vivere, ese aurea miadiocritas, aparecen continuamente en la lírica horaciana. como este ejemplo de Odas: " Vivirás dichoso, Licinio, no desafiando a todas horas los peligros de alta mar, ni por horror excesivo de las tempestades, bordeando la costa erizada de escollos .
      El que se contenta con su áurea medianía no padece intranquilo las miserias de un techo que se desmorona, ni habita palacios fastuosos que provoquen a la envidia.
      El pino robusto es con más frecuencia sacudido por los vientos; las torres excelsas se desploman con mayor estruendo, y los rayos del cielo hieren las cumbres de los montes.
      El ánimo bien preparado a las alternativas de la suerte espera cuando le acosa la adversidad, y teme si le sonríe la fortuna. Júpiter envía los crudos inviernos y Júpiter los ahuyenta. Si hoy nos agobian los males, no ha de ser lo mismo mañana; no siempre Apolo tiene el arco tirante; a veces despierta la callada Musa con su lira.
      Muéstrate firme y animoso en la desgracia, y con prudencia recoge las velas hinchadas por el viento de la fortuna demasiado favorable".
      Horacio.
      Siempre tan culta y acertada, chusa.
      Un beso.

      Eliminar
  11. Imperturbable en cualquier cincunstancia aunque hayas perdido o puedas perder las cosas y personas que amas...
    ¿De eso se trata?
    Quizás tengas razón

    Si,,,probáblemente llevas razón

    Hacerse fría como una piedra
    y no sentir...
    dejarse ir
    y moriri




    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una opción, algo filosófico, y por tanto retórico, una postura hedonista y epicúrea. Existen muchas más.
      Besos.

      Eliminar
    2. Existe la fuerza del corazón. Besos

      Eliminar
  12. Falto un poco y encuentro que estás como muy reflexivo, creo que demasiado.
    Mira yo prefiero un poco de locura, que me entusiasme a una verdad que me abata.
    Con un poco de sueño y un poco de locura, la vida es más llevadera.

    Besos Pitt, y ánimo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, esto me recuerda a cuando leo en un blog esos atormentados poemas, o todo lo contrario, y uno supone que el autor del blog está pasando por ese trance. La realidad es menos exagerada que nuestros pensamientos blogueros. Casi siempre.
      Un besazo, divina.

      Eliminar
  13. Pues no digo que no, pero se necesita mucho entrenamiento y aún así... es tannnnnnnn difícil....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es algo retórico, de todo lo que pensamos casi nada se puede hacer al cien por cien.

      Eliminar
  14. Una bastante racional te dice que cuando el corazón se empeña... no hay nada que hacer.
    Un beso, P.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo comprendo, y lo comparto, se trata de una especulación filosófica, en un intento de paliar los daños emocionales, nunca de evitarlos, cosa iposible.
      Un beso.

      Eliminar
  15. Si pudiesemos razonar todo..... pero el corazón, a veces, coge las riendas y hacemos locuras y intentamos subirnos al carro de la felicidad..... y cuando nos caemos pensamos que deberiamos utilizar más la razón y menos el corazón.
    creo que me estoy liando en mis propias razones.

    una lluvia de besos desde el corazón

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es buena esa combinación, vitalidad y reflexión, aciertos, dudas, errores, desengaños, pasiones... como la vida misma.
      Un alluvia de besos.

      Eliminar
  16. Por cierto, me encanta la foto transmite paz, tranquilidad....

    ResponderEliminar
  17. Creo que es imposible que un ser humano pueda vivir así, incluso quienes aparentan hacerlo. Preguntarse eso es natural, quizás se parece a lo que muchos hayan enunciado; en lo que yo conozco, se parece a un libro breve, escrito por un humorista norteamericano, llamado, en una traducción al castellano: “El caballero de la armadura oxidada.” Los impulsos del corazón pueden llevarnos a tragedias y dolores tan grandes como si actuásemos sólo con la razón, suponiendo que eso fuese posible. Si se ofrece un dolor a Dios, se hace más llevadero, ocasionalmente algunos dolores físicos pueden desaparecer; casi siempre, el dolor siempre es dolor, atenuándose en forma semejante a que si fuese tan insoportable como profundo es un celote, encuentro que pasa a ser como una laguna de las que pueden secarse en años de sequía. El dolor se vive en forma diferente, apoyándose en el Amor de Dios; no es realmente una experiencia sólo racional sino más bien de todo nuestro ser. Aprecio la razón que sería como el timón de un velero, el cual no puede viajar sin el soplo del viento que sería como el espíritu y el amor en su forma más total; encuentro que sin llegar a ese extremo, estoy más cerca de la canción que dice: “Siempre me traiciona la razón y me domina el corazón…” Soy inapropiada para hablar de esto, en mi casa soy la única mujer y me dicen que soy demasiado emocional; vivo con ansiedad, la que podría tener una base endocrina; mi hijo mayor ha dicho que soy una “drama queen”; hace unos diez años, en otra etapa de su vida, con buena intención, me reprochó que yo era ‘muy mujercita’, encontraba que me faltaba audacia y que él deseaba que yo fuera “bodacious” y encontraba que por falta de audacia, desperdiciaba otras cualidades. Ahora, más encima de todo, hace algunos días que este mismo hijo tan aporreado por la vida, se ha quebrado los dedos de un pie. Una alegría de estos días ha sido que mi nieto menor, convaleciente de una insolación, quiso esperarme a la salida de una misa vespertina, fue una enorme y grata sorpresa. Es bueno disfrutar cada momento grato. Rubén Darío escribió: “Dichoso el árbol que es apenas sensitivo y más la piedra dura porque ésa ya no siente. Que no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo, ni mayor pesadumbre que la vida consciente”. Los versos son armoniosos y no aprecian la vida. Estoy más de acuerdo, en eso, con Khalil Gibran que ha dicho: “Tu alegría es tu tristeza sin máscara” y “Cuanto más hondo cave el dolor en tu corazón, más espacio habrá en él para tu alegría”.

    Un cariñoso saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya veo que al que cree en un dios todo se le vuelve color de rosa, que sufre, es estupendo; y como con alá si te mueres haciendo una carniceria de infieles al paraíso con las huríes.
      Un cariñoso saludo.

      Eliminar
    2. Hay un mal entendido. No se vuelve todo color de rosa, sino que los dolores pueden atenuarse, haciéndose soportables; de otro modo; quizás qué pasaría: posiblemente un cáncer fulminante que de todos modos puede ocurrir o cualquier otra desgracia que acabaría con la persona pensante. Es como una transposición a otra área de lo que ocurre espontáneamente con cualquier ser humano: los dolores físicos, independientemente de lo que piense el sujeto, también llegan a un nivel en que el mismo dolor anestesia o aturde. No tiene nada de estupendo sufrir. Y respecto a los terroristas: deforman lo que dicen creer, no sólo actúan en contra de lo esencial de la fe que dicen tener sino que persiguen también a los que la viven pacíficamente. Hace poco en un programa de televisión conversado, en mi lejano país, una académica rusa de ciencias sociales que ejerce acá, decía algo que coincide en ese punto con lo que pienso: actualmente, todas las grandes religiones en todo el mundo, promueven una actitud pacífica; naturalmente se refería a las que han perdurado. Agrego: los violentistas las usan de pretexto para sus resentimientos.

      Un cariñoso saludo.

      Eliminar
  18. Y quizás descubrir de este modo que vivir sin sentir la vida, no deja de ser otra mentira

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre existe un término medio, quizá esta reflexión sólo sirva a tiempo parcial, como todo, incluído el mucho sentir.

      Eliminar
  19. Creo que me lo intentaré aprender de memoria...no sé si lo conseguiré...pero es una buena reflexión.

    Oye...me leí un montón de entradas. Que interesante!!!
    un besinnnnnnn

    ResponderEliminar
  20. Creo que me lo intentaré aprender de memoria...no sé si lo conseguiré...pero es una buena reflexión.

    Oye...me leí un montón de entradas. Que interesante!!!
    un besinnnnnnn

    ResponderEliminar