Seguidores

lunes, 28 de septiembre de 2015

El día después



Mas insiste en su "éxito". ¿Qué éxito sr. Mas? El aragonés Baltasar Gracián, cuyos consejos han sido leídos en los últimos años con fruición tanto en Nueva York como en París, advertía de "no hacer profesión de empleos desautorizados, mucho menos de quimera, que sirve más para solicitar el desprecio que el crédito. Son muchas las sectas del capricho y de todas ha de huir el varón cuerdo. Hay gustos exóticos que se casan siempre con todo aquello que los sabios repudian: viven muy pagados de toda singularidad".
Haber llegado a esto es muy lamentable. Bastantes problemas tenemos en el mundo para comprender que estos jugueteos independentistas con absurdos, obsoletos, demenciales... "Junts", sí, pero para evitar guerras y poder acoger a todos los desesperados que reclaman nuestra ayuda. Lo demás es frivolidad, o sea, inmoralidad manifiesta. Es más importante ser persona que ser catalán o aragonés.

martes, 22 de septiembre de 2015

Profecía



Una profecía:
Las próximas elecciones catalanas las van a ganar los independentistas, pero una vez que el presidente quiera poner en marcha su independencia no va a poder hacerlo de la manera que desea porque sus premisas están basadas en mentiras y manipulaciones tanto legales como históricas y mucho me temo que le va a ocurrir como a Tsipras, que dónde dijo digo tendrá que decir Diego. Daría risa, si no diera pena, escuchar sus insultos ante las manifestaciones del gobernador del Banco de España, decir que eso son amenazas, como la no pertenencia a la Comunidad Europea (no los echan, se van ellos), que es como decir que nos amenaza el "hombre del tiempo" por avisar de un temporal de frío y nieve (menudas críticas si no lo hiciera).
Como dice Xavier Vidal-Folch (periodista catalán, nacido en Barcelona):
"Mas ha dividido al país y lo conduce al precipicio. Sin más salida que volver, debilitado y desacreditado, al punto de partida".


domingo, 20 de septiembre de 2015

España, campeona de Europa de baloncesto



¡Buen viento! (¿De dónde me suena esto?, bueno es igual)
¡Buen viento, España!
Nunca hubiera pensado en incluir en un post nuestra bandera, sobre todo con tanta alegría.
Un triunfo de un equipo y de un Pau Gasol que marca la diferencia. ¡Enhorabuena, españoles!
Lo deportivo ya lo comentan los expertos y las noticias, en lo personal observar como, en un país extranjero, se guarda respeto al himno nacional español y la respuesta de alegría de casi todos los españoles, incluído Pau.
Saluditos.