Seguidores

viernes, 26 de febrero de 2016

Leyendo un cuento



Leyendo en el blog de Marikosan sus relatos,
http://aspirandoelhumodelosrecuerdos.blogspot.com.es/
me ha recordado y he buscado aquello que escribe Lain Entralgo: "...leyendo una historia fingida, el hombre sale de sí mismo; se enajena, se hace otro hombre distinto del que habitualmente era. Con otras palabras: deja de ser, mientras dura su lectura, uno de los personajes en que realiza su vida cotidiana".
Recomiendo la lectura de esta brillante escritora bloguera.

24 comentarios:

  1. Jo, no sé si merezco tantos honores. Mil gracias por tus palabras, me dan muchas alas para volver después de tanto tiempo con más fuerza.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra ser partícipe de la vuelta a la escritura en tu blog.
      Un abrazo y suerte.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Ya lo creo. Seguro que nos las hace pasar canutas pero está muy bien.

      Eliminar
  3. Sin duda cuando uno lee, deja de sentir su espacio tiempo… Es uno de los mejores viajes, el de la lectura...y por supuesto, el de la escritura!!

    Gracias por la recomendación Pitt, seguro que será un placer perderse entre sus letras… ;-)

    Mil Bsoss y feliz finde!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Decía André Maurois: "La lectura de un buen libro es un diálogo incesante en que el libro habla y el alma contesta".

      Y fíjate que alma tienes tú, Ginebra, ese alma en ese corazón, y ese corazón en ese pecho, y ese pecho, ese pecho... no sigo que ya me estoy liando...

      Mil besos!!!!

      Eliminar
  4. Ese día no fui a clase jajaja jajaja
    Seguramente es buena escritora .
    Un kisss

    ResponderEliminar
  5. Ese día no fui a clase jajaja jajaja
    Seguramente es buena escritora .
    Un kisss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todo que hay en un libro que interese está ya de antemano en el espíritu del lector.
      Pío Baroja.

      A ti lo que te pasa es que, además de estar más buena que un queso, eres una pragmática, "Anónima".
      Besazo.

      Eliminar
  6. Buen consejo, Pitt...muy buen consejo.

    ResponderEliminar
  7. Habrá que ir a conocerla, tras tu entusiasta recomendación.
    Estoy de acuerdo con Lain, mientras se lee, se despoja un@ de si mism@ y su cotidianidad para sucumbir de lleno en los personajes del libro.
    Y es fantástico, por cierto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que lo más maravilloso del mundo es poder disfrutar de la lectura, sin duda elegiría esa posiblidad de tener que elegir entre todas lo que se nos ofrece, bueno, eso y una lavadora.
      Un beso.

      Eliminar
  8. ¿Porqué leyendo logragría miedo, dolor o enfado para enajenarse?

    No entiendo el texto con esa palabra, si la cambio por mutar, metamorfosearse o similares, sí.

    Bueno, cada uno lo que tiene en la cabeza expresa...

    Un abrazo y cafelito caliente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tratándose de Laín Entralgo casi voy a confiar en su criterio. En mi opinión se refiere a la segunda acepción que el DRAE da al verbo enajenar: Sacar a alguien fuera de sí, entorpecerle o turbarle el uso de la razón o de los sentidos.
      Como apunta Marinel en su comentario "se despoja uno de si mismo..."
      Cafelito y abrazo.

      Eliminar
  9. Eso es lo que nos impulsa a seguir leyendo, el ser por unos momentos otras personas en otras vidas. Decía Ray Loriga que lo peor de todo es cuando se te quita la sensación de ser otra persona que tienes al salir del cine. Yo extendería esa afirmación a cuando cierras un libro y lo dejas de nuevo en la estantería.
    Me paso por el blog de marikosan.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy bueno eso de Ray Loriga y lo que comentas del personaje del libro y resulta muy cierta esa sensación que todos sentimos. Una aguda observación, gracias.
      Besos.

      Eliminar
  10. Sin duda es un placer perderse en sus personajes, y una enorme alegría su regreso.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  11. Apuntado... ahora realmente debo buscar quien pueda agregar horas a mi día... o ganarme la lotería parra vivir disfrutando de los placeres de la vida, entre ellos la lectura sin dudas.

    Besote Profesor Pitt.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, ese fatídico invento del tiempo...
      Besos.

      Eliminar