Seguidores

jueves, 9 de agosto de 2012

Pechos


Hoy hablaré de tus pechos, del impulso devorador que me provocan, mamífero, que Freud dio en denominar "deseo de ingestión". Tus maravillosos pechos. Aquellos que Ha-Levi los llamaba manzanas; para otros han sido membrillos; para el rey Salomón, racimos de uva; para Tomás Segovia, melones; para Alberti, limones:
"Rubios, pulidos senos de Amaranta,
por una lengua de lebrel limados.
Pórtico de limones..."
Tambíen tus pezones comparten esa naturaleza floral y frutecida: rosas, fresas, cerezas, capullos... En cuanto a su turgencia y su blancura los asocio con el mármol, el alabastro y, sobre todo, la nieve, como dijera Enrique de Mesa:
"Sin desmayar, erguidos,
redondos, duros, tersos,
temblaron los montones
de nieve de tus pechos".
Y, para terminar, os dejaré con este bello texto de Ramón Gómez de la Serna:
"Hay unos senos rizados, vueltos sobre sí como los pétalos de las rosas cuando al madurar se rizan".

29 comentarios:

  1. Y una importante fuente de energía para, aún, uno de mis nietos.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pepe está hecho un figura: playa y mojitos. Esa es la historia de su vida.
      ¿Te gusta o no?

      Eliminar
    2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    3. Perdón, la entrada, porque la he hecho con todo el cariño.

      Eliminar
    4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    5. Refugiadas en la noche, las palabras.

      Eliminar
    6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  3. Vamos, que estás dentro de ese saco en el que se incluyen a los devotos del "tiran más dos tetas que dos carretas", no, Pitt? :P

    Pues, que no te intranquilice para nada. Tooooooodo normal.

    Si acaso, preocuparía ese desaforado «deseo de ingestión»... ¬¬ Para esos casos, con evitar pelis del tipo "El silencio de los corderos", "Hannibal, el caníbal", precuelas, secuelas y sucedáneos varios del mismo pelo, creo que bastaría...


    ***DIAGNÓSTICO y SOLUCIÓN INSTANTÁNEA ofrecida por la insigne y reconocida Doctora LaMort. A su entera disposición en consulta absolutamente "free" vía telefónica marcando el teléfono +555 81 63 40 (quienes llamen desde otro estado que no sea Alabama, que se acuerden de marcar el prefijo correspondiente. Más que nada porque sin el prefijo descuelga el auricular un ciudadano inuit que dice que, hasta que no se dé el calentamiento global completo por su tierra, poco va a saber de determinadas zonas corporales femeninas. Que ya intentó una vez colar sus manos bajo las interminables capas de ropa que llevaba una de las chatis que se ligó la última vez que salió de pesca y, en el momento en que fue a tocarle una teta con sus gélidas falanges, ésta pegó tal bote que le agujereó con la cabeza la cúpula del iglú. Y que sale demasiado cara la reparación... Nada más sabe sobre esos temas).

    XD

    Besos con la naricilla (por empatizar de algún modo con el ciudadano ese de antes). ^_^

    Pd.1: ¿existen poemas tan sumamente bellos, candorosos, casi angelicales dedicados a esos atributos que poseéis vosotros también en número par?

    Pd.2: NO, no me refiero a los ojitos...

    Pd.3: y tampoco a los hoyuelos que os salen a algunos en las mejillas sobre cuando sonreís.

    Pd.4: si haberlos haylos, gustosa estaré de conoceylos, teneylos e incluso mostraylos.

    XD

    Pd.5: el día que me dé por dejar un comentario enteramente serio, os vais a quedar acojonaos, jajaja...

    ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Doctora LaMort, después de estar desaparecida irrumpe con fuerza en este circo.
      Que conste que yo lo digo es serio, pero nadie me hace caso.:P

      Eliminar
    2. Es que un circo sin payasa, ni es circo, ni es ná...

      ¿Con fuerza? De eso nada, monada. Con fuerza habría entrado si hubiera comenzado mi comentario con un "¿Cómo están ustedessssssss?"

      XD

      Besos, señor serio.

      Eliminar
    3. GLUPSSSSS!!! Acabo de leer que has hecho esta entrada con todo el cariño.

      En ese caso, CHAPEAU!!! :)

      Me quito el sombrero.

      Pero sólo el sombrero, eh? La camiseta se queda, por si las flies... :P


      Besos y aplausos. (Esto último totalmente en serio)

      Eliminar
  4. Pues si vivan los impulsos mamiferos, asir pechos, los mojitos y el veranito. Paz y amor amigos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menudo vividor estás hecho. ¡Qué envidia tan insana!

      Eliminar
  5. Una reflexion sobre los pechos erótica y poética.
    Es una de las partes femeninas que más miradas apasionadas atrae.
    Besos, Pitt

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Más de eso sabe la mujer que el hombre.
      Besos.

      Eliminar
  6. ¿Me he topado con un blog canalla? Pues habré de disfrutarlo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantados de tu visita y de que, sobre todo, disfrutes. El blog tiene de todo, para canalla, el autor.

      Eliminar
  7. Preciosa entrada, Pitt. Ella estará contenta :)

    Me quedo con los limones albertianos, pues yo siempre me quedo con Alberti. Era tan e´rotico Alberti cuando quería... y eran él y María Teresa una pareja tan joven y guapa cuando lo eran. Y recuerdo estos versos suyos:

    Todo era fuego, exhalación, latido
    de onda caliente en ti. Si era una mano
    la atrevida o los labios, ciegas ascuas,
    voladoras, silbaban por el aire.
    Tiempo abrasado, sueño consumido.

    Yo me volqué en tu espuma en aquel tiempo.

    ResponderEliminar
  8. Para Michel Tournier, Goncourt francés, estaba la división entre los pechos franceses y a la europea del gusto de hombres de este continente, leves y luego las pechugonas a la americana. Yo tengo genes muy mezclados, me gustan todos y si me los dejan tocar no soy capaz de decir no ni de evitar levantar armas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esto tiene relación con la diferencia entre la almeja española y la almeja francesa. La primera es de la mar y la segunda según Tournier, premio Goncourt, de la-mer.
      Un abrazo.

      Eliminar
  9. ¿Qué tendrán los pechos que tanto fascinan?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi caso nada tienen de distinto a la boca, el rostro, la mirada, las piernas, el culo, por eso me fascinan. Más que fascinante soy fascinado.

      Eliminar
  10. es que los senos son una hermosa parte del cuerpo femenino, para acariciar, lamer, besar... la tersura de la piel, la perfección de la curva en caida...

    ResponderEliminar
  11. "En las últimas esquinas
    toqué sus pechos dormidos,
    y se me abrieron de pronto
    como ramos de jacintos."
    (Federico García Lorca)

    ResponderEliminar