Seguidores

miércoles, 31 de marzo de 2021

Historias de mi abuelo. El Titanic


 

Mi abuelo, que estuvo algunos meses de marino en los barcos de Bermeo, me contó que él tuvo la suerte de ver el Titanic, y que les advirtió a toda la gente que ese barco se hundiría, insistió y se lo volvió a decir en varias ocasiones...

 Así hasta que lo sacaron a hostias del cine.

martes, 30 de marzo de 2021

Cosas raras


 Una de las mayores alegrías del mundo es encontrar con quien hablar de todas las cosas raras que se te ocurran sin sentirte incómodo.

lunes, 29 de marzo de 2021

Tatuaje en la entrepierna


 Conozco a una chica que tiene un tatuaje de una caracola en el interior del muslo, es una pasada, ¡si te acercas a escuchar puedes oler el mar!

domingo, 28 de marzo de 2021

Serie Hergé-Hopper, del artista Xavier Marabout



En su serie '
 Hergé-Hopper' Xavier Marabout sitúa a Tintin dentro de los cuadros de Hopper, en varios de ellos junto a mujeres en actitud provocativa. En su página web, Marabout describe su trabajo como 'strip art', en el que «desnuda universos artísticos distantes para fusionarlos» en un estilo en el que la parodia está omnipresente.

sábado, 27 de marzo de 2021

Los libros por su tapa. Al final de la tarde

 


Sinopsis

 

Kent Haruf, autor de Nosotros en la noche, vuelve al pueblo imaginario de Holt en esta continuación de la «Trilogía de la Llanura» que inauguró conLa canción de la llanura.

Los envejecidos hermanos McPheron están aprendiendo a vivir sin Victoria Roubideaux, la madre soltera a la que acogieron y que ahora ha dejado su rancho para comenzar sus estudios universitarios. Un joven solitario cuida estoicamente de su abuelo, y una pareja de minusválidos intenta proteger a sus hijos de un pariente violento.

A medida que estas vidas avanzan y se entrecruzan,Al final de la tarde desvela verdades inmemoriales acerca de los seres humanos: su fragilidad y resiliencia, su egoísmo y su bondad. Su habilidad, al fin y al cabo, para sentirse en familia los unos con los otros.

Esta entrega, nostálgica y repleta de singulares momentos de redención, es un retrato dotado de una esperanza tan sencilla y clara como la prosa de su autor. Con su estilo sobrio, Haruf supo construir en la «Trilogía de la Llanura» un paisaje literario que ha sido comparado con el Mississippi de Faulkner, el Medio Oeste de Sherwood Anderson o la California norteña de Wallace Stegner.


Advertencia: Estos libros se han seleccionado atendiendo únicamente a mi particular sentido de la estética de su portada por lo tanto la obra puede ser una porquería. No me hago responsable del contenido.

Los libros por su tapa. Los mandarines


Sinopsis.

 Tras la guerra y el naufragio general que ésta ha significado, la psicoanalista parisina Anne Dubreuilh, ya cercana a los cuarenta años, trata de recomponer su vida. Su marido es un célebre escritor mucho mayor que ella y Henri Perron, su amigo más cercano, vive su plenitud creadora y su obra está a punto de ser aclamada unánimemente por el público. Todos ellos han participado en la resistencia durante la ocupación.

En realidad, la novela comienza con una fiesta en el apartamento de Paule, mujer de Henri, en diciembre del 44, cuando la guerra todavía no ha finalizado. Pronto caemos en la cuenta de que lo que ha comenzado como una celebración no es sino el umbral de un tiempo de nuevos desgarros y crisis. Ahora que la libertad es palpable, casi real, tras un prolongado período de ascetismo parecería natural que el temor y la desdicha diesen paso a la ilusión y a los sueños y que los proyectos largamente aplazados renaciesen con fuerza. Pero nada va a ser tan fácil y, solapadamente, una profunda tristeza se va a instalar en la vida de cada uno de los protagonistas, símbolo del conjunto de la sociedad francesa.

Premio Goncourt en 1954, Los mandarines es indiscutiblemente la novela documental más importante sobre los años de posguerra en Francia y considerada como lectura impresicindible en el movimiento feminista como todas las obras de Simone de Beauvoir.

Advertencia: Estos libros se han seleccionado atendiendo únicamente a mi particular sentido de la estética de su portada por lo tanto la obra puede ser una porquería. No me hago responsable del contenido.


Los libros por su tapa

 

En uno de vuestros blogs que visito leía hace unos días una frase muy ingeniosa: Los libros no pueden juzgarse por sus tapas, los bares sí.

A pesar de la aparente certeza del aforismo, en mi caso, dado mi talante arbitrario y caprichoso, son muchos los libros de los que me intereso por su portada y tiene su lógica porque si no te gusta lo que lees lo puedes dejar aparcado y tienes una bella lámina decorativa.

Hay editoriales que cuidan mucho la presentación como la Editorial Edhasa, o las emblemáticas Alianza Editorial y Editorial Anagrama y, en fin, otras muchas. Voy a traer al blog libros de los que me ha gustado esa edición por su tapa. Para tapear, como en los bares.

Tampoco es una sublime chorrada, se han hecho exposiciones de portadas de libros como la que anuncia el cartel.




viernes, 26 de marzo de 2021

Cuídate de los hipócritas


 Cuídate de los hipócritas: son buenos actores.

 Creo que era Belén Gopegui la que ponía en boca de uno de sus personajes algo que está muy relacionado con la actualidad, con todos esos defensores de las causas de moda -no es necesario citarlas-, de esos de las ONGs que se llenan la boca con grandes palabras y deseos maravillosos, de todos esos políticos que crean ministerios y secretarias generales a porrillo o hablan de la corrupción (siempre de los otros): "...somos culpables. ¡La de cosas que hemos hecho y callado! Y las que no hemos hecho. Completamente culpables. Aunque mañana (...) lo contásemos todo, seguiríamos siendo culpables".

Alguien me puede decir que si se tiene que cuidar de los hipócritas se va a quedar solo. También lleva razón.

jueves, 25 de marzo de 2021

Un ciprés


 "Yo soy alegre, pero es que me ponen en unos sitios...", se lamenta el ciprés mientras vela silencioso el sueño ajeno y eterno.

martes, 23 de marzo de 2021

La izquierda y la derecha unidas

 


Recordemos aquella jaculatoria humorística de Nicanor Parra donde advirtió que la izquierda y la derecha unidas jamás serán vencidas. Tenía razón el chileno, aunque no quizá en el sentido que propuso. Hoy apunta a una terrible realidad: a esta izquierda (Podemos) y a esta derecha (VOX) ya no hay quien las pare.

¿O sí?

lunes, 22 de marzo de 2021

Historias de mi abuelo. Damnatio memoriae.


 

"Damnatio memoriae", me odenaba mi abuelo.

"Bórralo de tu memoria".

Olvida al enemigo del pasado. No pienses en él, no hables de él, no escribas de él, no vuelvas al lugar donde fuiste herido.

domingo, 21 de marzo de 2021

La vanidad

 


“The last infirmity of a noble mind”: la última flaqueza de una mente noble. Es lo que dice Milton de la vanidad.
 Hasta los mejores hombres tienen su granito de vanidad. Lo cual quiere decir que, cuanto peor es un hombre, más vanidad tiene, y que los peores son solo vanidad.

viernes, 19 de marzo de 2021

Hacer el amor o tomarse un chupito

 


Hoy en día, todo el mundo dice que se lo pasa de puta madre en la cama. Yo no lo dudo. Lo que no me trago es que sea haciendo el amor.... Porque, francamente... el sexo es un coñazo. Lo que pasa es que está sobrevalorado.

Vamos a ver:

¿Cuánto dura el orgasmo masculino?
Pues, el orgasmo-orgasmo, propiamente dicho, dura... yo que sé, lo que tarda uno en tomarse un chupito.
¿Y para eso tanto trabajo?.... Quedar, ducharse… convencerla.
¡Joder! Al menos para lo del chupito no tienes que convencer al camarero. - Venga, tonto, pónmelo, si no te va a pasar nada...

jueves, 18 de marzo de 2021

Chucho Valdes & The Afro-Cuban Messengers - Border free [Disco Completo]

Un pianista descomunal y un disco de sentidos homenajes a la familia, con citas a Bach, Miles Davis o Rachmaninov, a Caridad Amaro la abuela paterna, a su madre Pilar y a su padre Bebo Valdés. Con sus Afro-Cuban Messengers –guiño a los Jazz Messengers de Art Blakey-, quinteto de trompeta, contrabajo, batería, percusión y tambores batás. El retrato de la portada, con plumas de jefe indio, no es un capricho: a Valdés le gusta contar la historia de los aguerridos comanches que fueron deportados a México y de cómo unos cuantos cientos de los más rebeldes acabaron en Cuba y se mezclaron con yorubas.

Para los que no quieran escuchar todo el álbum por su duración al menos dadle una oportunidad al primer tema ‘Congadanza’, creo que justifica lo de ‘pianista descomunal’.

miércoles, 17 de marzo de 2021

Cartelito en la mesilla


Ya nos avisaba Baltasar Gracián con su sabiduría: "Para el hombre prudente es más fácil prevenir que remediar".

Tengo un cartelito en mi mesilla para que sea lo primero en leer cada mañana: "Trabajar nunca mató a nadie pero ¿por qué arriesgarse?".



martes, 16 de marzo de 2021

Bienaventurados los que ven



Bienaventurados los que ven más allá y nos lo transmiten sin vanagloria. Y bienaventurados quienes esquivan el cenagal de la autocomplacencia y alcanzan a decir, como Claudio Magris que "saber ser y seguir siendo alumnos no es poca cosa, es como ser ya casi maestros".

domingo, 14 de marzo de 2021

Pasado el día de la mujer.


 Ahora que ya hemos dejado atrás todos los tópicos e hipocresías que salen en los blogs y en los medios de comunicación y en la política  -¡qué aburrimiento!- sobre el día de la mujer trabajadora, sobre las mujeres en general, ahora, con grave sentimiento, os quiero contar algo.

¿Sabéis que se hizo un experimento en el que se pidió a un grupo de hombres que explicaran qué temían de las mujeres?

¿Quizá que sean más listas? No exactamente. Constestaron que lo que les daba miedo era que se rieran de ellos.

Al hacer la misma pregunta a ellas, la respuesta fue que las mataran.

Las mujeres pueden reír, pero los hombres las matan. O lo intentan.

sábado, 13 de marzo de 2021

Opiniones


Dos señoras se encuentran en la calle.

- Chica, siglos sin verte ¿Cómo tienes a tus hijos Rosa y Paco?

- Ay querida, Rosa se casó muy bien. Tiene un marido maravilloso. Fíjate que se levanta de madrugada para cambiar los pañales de mi nieto, prepara el desayuno por la mañana, lava los platos y ayuda en la cocina. Le ha puesto una muchacha que le limpia la casa, le compra coche nuevo cada año, la lleva de viaje dos veces al año. Además es muy bueno y muy serio en su trabajo. Un amor de yerno, gracias a Dios.

- ¡Qué bien! Y tu hijo Francisco, ¿también se casó?

- Sí, hija, también se casó, pero tuvo MUY MALA SUERTE. Su matrimonio va muy mal...Imagínate que el pobre tiene que levantarse de madrugada para cambiar los pañales de mi nieto, tiene que preparar el desayuno por la mañana, lavar los platos y encima ayudar en la cocina! Y después de todo esto, sale a trabajar para conseguir el sustento y pagarle una muchacha que le limpie la casa; además le fuerza para que salgan de viaje dos veces al año; y ¡¡lo peor!! quiere coche nuevo cada año.. pobre hijo mío ¡ella es una cabrona!

viernes, 12 de marzo de 2021

Grupos de apoyo


¿Odias tu trabajo? ¿Odias a tus jefes? ¿Por qué no me lo dijiste antes? 

Hay un grupo de apoyo para eso. Se llama 'todo el mundo' y se reúnen en el bar.

jueves, 11 de marzo de 2021

Prejuicios


 LLevan mala fama, pero... El psicópata razonaba sobre los demás: Están limitados por nociones convencionales de lo que está bien o mal. La conciencia existe porque existen los prejuicios. Y yo no los tengo. Por eso no me arrepiento de nada. Soy más libre que todos ellos...

miércoles, 10 de marzo de 2021

Un cerebro en formol


 La vida y la muerte no se meditan en una mesa de disección. Los estudiantes me previnieron que iban a extraer el cerebro. Permanecí con ellos: a veces soporto lo siniestro sin perturbarme demasiado. No hay sofisticación instrumental para retirar un cerebro, una modesta sierra de carpintero cortó el cráneo a la altura de las sienes, luego sumergieron el órgano mítico en un frasco lleno de formol. Yo me dediqué a observarlos, solo, en otra mesa mientras los estudiantes seguían cotejando su denso libro con el muerto. Sorpresivamente una burbuja brillante brotó del interior del cerebro como un mensaje venido de la otra margen, y no había boca que lo pronunciaría. No había boca. La burbuja, muda, se deshizo en ese aire levemente podrido.

martes, 9 de marzo de 2021

Cuando mueres


Cuando te mueres no sabes que estás muerto, no sufres por ello, pero es duro para el resto.

Lo mismo ocurre cuando eres imbécil.

lunes, 8 de marzo de 2021

Covid19. Razones para una independencia catalana.

 

“No podemos afirmar que en una Cataluña independiente no habría tantos muertos”

Quien iba a pensar.

Esta era la declaración de Alba Vergés (ERC) consejera de Salud de Cataluña con Quim Torra en junio de 2020, para que luego digan que no son majos. Es de gran calado, yo hubiera dicho que, pensando en disfrutar de una Cataluña libre -ahora está ocupada- no se querría morir nadie.

Conclusión: "No podemos afirmar que en nuestra galaxia, al igual que en el cerebro de la consejera, haya vida inteligente".

Imagen: (¿Quién dijo obsesión?)

La mujer en Creta y la taurocatapsia

 


Imagen: Fresco del Palacio de Cnosos, Creta c. 1500 a.C.

En una época que destaca por nuestro engreimiento justo es recordar en este día, u otro cualquiera, que la mujer ha sido intrépida y capaz durante toda la historia de la humanidad y que solo nuestra propia estupidez nos obliga a tener que recordarlo continuamente para  azote de los más retrógrados y hartazgo de los espíritus más elevados.

Si nos remontamos a la antigüedad algunas mujeres realizaron hazañas que hoy dejarían perplejos a los amantes de los deportes de riesgo. Las jóvenes de la isla griega de Creta, por ejemplo, conducían carros, de pie, sosteniendo las riendas como los hombres. Iban de caza, practicaban el boxeo y realizaban asombrosos y audaces juegos tauromáquicos saltando sobre los toros. Esas corridas, de las que se encontró una representación en un fresco de Cnosos, formaban parte del culto que los cretenses dedicaban al toro. El historiador Micheline Morin describe así estos rituales: «En medio de la arena, la cretense, delgada y atlética, vestida sólo con una especie de "slip", calzada con botas, el torso desnudo, esperaba a pie firme la embestida del toro. En el momento que éste llegaba, con la cabeza baja, ella le hacía un quiebro y se cogía a uno de los cuernos. El toro, para librarse, alzaba la cabeza y, levantando a la acróbata, le daba el impulso que necesitaba para dar el peligroso salto y caer tras el animal».



domingo, 7 de marzo de 2021

Beber


 Yo bebo poco, pero cuando bebo me convierto en otra persona, y esa persona sí bebe mucho.

sábado, 6 de marzo de 2021

Mi cultura. Razones para una independencia catalana

 

Esto viene de atrás. Ya es hora de que los catalanes se pronuncien por su independencia.

Ya desde el siglo pasado había preocupación en algunos sectores por el entusiasmo que la Europa pensante profesaba desde hacía cierto tiempo por las profundidades misteriosas del alma colectiva. Denunciaban sus detractores la alegría con la que los servidores de la actividad intelectual, en contradicción con su vocación milenaria, despreciaban el sentimiento de lo universal y glorifican los particularismos. Con un estupor indignado, por parte de sus detractores, se comprobaba que los eruditos de la época abandonan la preocupación por los valores inmutables, para poner todo su talento y todo su prestigio al servicio del espíritu local, para azuzar los exclusivismos, para exhortar a su nación a cerrarse, a adorarse a sí misma, y a enfrentarse contra las demás, en su lengua, en su arte, en su filosofía, en su civilización, en su "cultura".

Esta transmutación de la cultura en mi cultura era el distintivo de la era moderna, su contribución insustituible y fatídica a la historia moral de la humanidad. La cultura: el ámbito en el que se desarrolla la actividad espiritual y creadora del hombre. Mi cultura: el espíritu del pueblo al que pertenezco y que impregna a la vez mi pensamiento más elevado y los gestos más sencillos de mi existencia cotidiana.

viernes, 5 de marzo de 2021

Sin interferencias

 


Quizá sea por este confinamiento voluntario por la pandemia que hace de la vida social casi una entelequia, por lo que estoy más reflexivo y más dispuesto a plantearme algunas cuestiones de calado.

Según leo algunos blogs, en sus comentarios, de personas de contrastado criterio, cada vez estoy más a favor de un referéndum en Cataluña por la cuestión de su independencia. Así se lo reconocía a un bloguero expresando que me parecía que debíamos dejar que fueran 'solo los catalanes' los que decidieran sobre su futuro político y él me reconocía que así debería ser y que no debíamos inmiscuirnos.

Desde este momento me declaro, no solo a favor de ese referéndum sino de no mostrar desagrado ninguno si, por votación popular, se decide la independencia de Cataluña, porque asumir el referendum es asumir el resultado de independencia, sí ya sé que es de perogrullo, y la proclamación de la República Catalana o el Emirato Catalán o como quieran llamar a su nueva nación pero, sobre todo, separada de la España que tantos odian, incluso fuera de los independentistas o, al menos, por la que sienten un profundo desafecto.

No son banales las opiniones de estos amigos catalanes que desean que se haga una manifiesta diferencia entre Cataluña y España haciéndonos ver que no tenemos derecho alguno a interferir en sus asuntos. Dicho queda.

No tengo demasiado claro, a decir verdad, si esa ausencia de interferencia se refiere a una especie de declaración unilateral, la única sin interferencia, y que me parece la más justa, o si quieren pactar algo con España. Yo creo que debemos ir por libres, los catalanes que decidan sobre Cataluña y el resto de los españoles que decidamos sobre España.

Y, sobre todo, no tengáis miedo los españoles, si hemos pasado sin bares podemos pasar sin Cataluña.

jueves, 4 de marzo de 2021

La pasión

 
Le decía a Francesc Puigcarbó en un comentario reciente que en una próxima entrada hablaríamos de lo que idiotiza el amor como el mismo exponía.

 Cuando estás enamorado no tienes frío, ni calor, ni hambre, cantas bajo la lluvia, le sonríes a la gente en el autobús... Pues sepan ustedes que toda esa pasión no es más que una reacción química que se produce en el cerebro... Nos enamoramos porque nuestro cerebro segrega una droga que nos deja tarumbas y nos produce una especie de enajenación mental transitoria. Eso es la pasión: un chute cerebral, una locura que se pasa cuando faltan esas drogas. Por eso un buen día sales de la idiotez y te encuentras con al realidad:


Cuando hay pasión, si él ronca, ella le da un besito y le dice:
- Date la vuelta, cielo, pero no sufras, a mí tus ronquidos no me molestan, pareces un lama tibetano, ommm, ommm..., me das una paz...

Cuando no hay pasión y él ronca, ella le mete el codo en las costillas y le dice:
- Ahora sí que pareces un lama, que te has quedado calvo.

Cuando hay pasión, le dejas notitas en la nevera: “Cariño, te quiero, no te he despertado porque dormías como un angelito”.

Cuando no hay pasión los mensajes de la nevera cambian: “Si cuando te levantes todavía están abiertas las tiendas, compra pasta de dientes... ¡y úsala!”.

Cuando hay pasión ella le mete los pies fríos entre las piernas y él se aguanta:
- Pero cariño, ¿cómo tienes los pies tan helados? ¡Pareces Walt Disney!.

Cuando no hay pasión entre las piernas no se mete nada... y también te aguantas.

Cuando hay pasión vas corriendo a abrirle la puerta en cuanto oyes el tintineo de sus llaves:
- Pareces una gatita con el cascabel.

Cuando no hay pasión, aunque la oigas dos horas forcejeando con la puerta, no abres:
- Menudo escándalo, se tiene que enterar todo el vecindario de que llegas. Pareces una vaca con el cencerro.

Cuando hay pasión te encanta que ella te haga un pase de ropa interior:
- Házmelo como en Nueve Semanas y media.

¿Nueve semanas y media? Cuando no hay pasión le gritas:
- ¡Hace nueve semanas y media que están tus bragas en el bidé!.

miércoles, 3 de marzo de 2021

Corona


 Siempre he defendido la monarquía de la España actual, no por ser monárquico, no es frecuente que un misántropo sea ni monárquico ni republicano, lo usual es odiarlos a ambos de igual manera, sino por respetar la Constitución que he pensado era el referente de leyes para una convivencia un poco más beneficiosa para la mayoría. Sin embargo los últimos hechos, el abuso, la prepotencia, la chulería del rey emérito (puede que emérito, rey mérito, ninguno), sumado al mirar para otro lado, a la indolencia de las autoridades competentes, no me refiero a los políticos, que directamente me hacen vomitar y que los soporto como el que soporta el viento desmadrado de Zaragoza, como algo que forma parte inherente a la sociedad de nuestros días en todos los países con mejor o peor fortuna, por ejemplo, con mejor fortuna en Noruega y con peor fortuna en Cataluña, me refiero a otras instancias.

Para los que argumentan que el emérito hizo mucho por España, puntualizar que, en el mejor de los casos y sin remover ese complejo y oscuro asunto del golpe de Estado fallido, no hizo sino cumplir con su deber, con esos juramento que hacen con tanta pomposidad y boato, no creo que a nadie se le disculpe un comportamiento, quien sabe si incluso delictivo, por haber sido muy majo, ya pasó con los putos elefantes y todo lo que no sabemos (sigue sin resolverse lo de Corina –me han dado ganas de poner aquí un adjetivo pero luego he pensado que en realidad es una profesión-, que es para mear y no echar gota).

Hoy nos despertamos con las vacunas de las ciudadanas estas, con todo su morro, como decíamos en mi pueblo: tarde y con mentiras, ¿qué mierda de pasaporte es ese que necesitan? ¿dicen que hubieran esperado aquí en España si no se las hubieran ofrecido? 

Por mi parte, si no hay otra alternativa, ¡república ya!

Solo espero que los presidentes de nuestra supuesta república no sigan los pasos de sus homólogos  de la república madre, Francia, con un rosario de escándalos equiparables a nuestra corona, Mitterrand, Chirac, Sarkozy… esos como presidentes y que recuerde hayan sido procesados…

Al final el “corona-virus” no va a ser una coincidencia, ni solo una pandemia sanitaria.

Volver al caos

 


Algunos creemos que somos una democracia regida por la ley del pueblo, que la Constitución ha manado del pueblo, que el Parlamento es elegido por el pueblo, algunos creemos en ello. Siempre he pensado que debíamos seguir en ese esfuerzo de mejora dentro del respeto a las leyes y, si acaso, intentar cambiarlas por los cauces democráticos.

Pero, vista la desafección de gran parte de la población hacia nuestro modo de vida actual, la inquina de los más jóvenes contra nuestro legado, la desaforada violencia contra lo público y lo privado, la falta de respeto hacia la gente mayor o cualquier tipo de jerarquía comúnmente pactada, por mi parte ¡que se acabe la humanidad! Y volvamos al caos, que el orden cuesta mucho, inmenso esfuerzo, y no veo que se pague ese sacrificio.

Pobre Ghandi, que decía: "Debemos ordenar el caos. Y no tengo duda de que el mejor y más veloz método es implantar la ley del pueblo en vez de la ley de la turba".


martes, 2 de marzo de 2021

La singularidad


 Para llegar a la idiotez no hace falta que te desgarren mucho la máscara social, porque a los idiotas se les perdona todo. No quiero censurar la figura del idiota, pues parto de la base del hecho de que todos pasamos por épocas de verdadera idiotez, entendido como la presunción de singularidad.

The Chainsmokers - Closer


Puede que 'Closer' sera la mejor canción para follar de todos los tiempos, comparable solo con 'Kashmir', de Led Zeppelin.

La caída del Imperio Romano


 Fueron lujos como el aire acondicionado los que derribaron el imperio romano. Con el aire acondicionado puesto las ventans estaban cerradas y no oyeron llegar a los bárbaros.