Seguidores

miércoles, 29 de octubre de 2014

La rosa blanca y el ruiseñor



"Dicen en Arabia que hace mucho tiempo todas las rosas eran blancas. Una noche, bajo la luna menguante, un ruiseñor se posó junto a una de esas rosas, una rosa blanca de tallo muy largo, y nada más verla, se enamoró perdidamente de la flor. Hasta entonces nadie había oído nunca el canto de un ruiseñor... Pasaban toda su vida en silencio, de princiìo a fin; pero el amor de aquel ruiseñor por aquella exquisita rosa blanca era tan intenso que una canción de increíble belleza brotó de su garganta. El ave desplegó las alas, rodeó a la rosa en un abrazo apasionado y entonces... El ruiseñor apretó la rosa contra su pecho, pero con tan desbocada pasión que las espinas se le clavaron en el corazón y murió rodeando a la flor con las alas.
La sangre del ruiseñor manchó los pétalos blancos de la rosa. Por eso, desde entonces, algunas rosas son rojas cuando florecen".

Yo creo que es verdad, aunque es muy triste. Seguramente el ruiseñor fue feliz. Ganó para sus hermanos la facultad de cantar y ahora todos ellos cantan para nosostros. También conoció el amor. Consiguió más que muchos de nosotros con su muerte.

lunes, 27 de octubre de 2014

Libros



Risa para mis momentos más alegres, distracción para mis preocupaciones, consuelo para mis pesares, charla ociosa para mis momentos de mayor pereza, lágrimas para mis penas, consejo para mis dudas, y seguridad contra mis miedos. Todo esto me dan los libros, con una prontitud y una certeza y una alegría que son más que humanas. Por eso yo no sería humano si no amara a estos amigos y no sintiera eterna gratitud hacia ellos.

(Foto: Pitt Tristán)

viernes, 24 de octubre de 2014

La primera cita



Consultorio sentimental de Pitt el loco.

En la primera cita, el que está nervioso es el chico, porque es el único que no sabe como acabará la noche.

jueves, 23 de octubre de 2014

Té de Huanxu



En homenaje a Tracy, querida seguidora y comentarista de este blog.

En una región del antiguo estado de Jin, llamada Huanxu, durante el Periodo de Primaveras y Otoños, crecía una planta de té muy especial. No hacía falta regarla y sus delicadas hojas se desarrollaban mejor cuanto más árido era el clima. El sabor de este té fue descrito por Cui Hong en su obra Shiliuguo Chunqiu, aunque el original de este fragmento se encuentra perdido. Cui Hong describe un “sabor inspirador, por el cual se siente como deslizarse sobre nubes a través de los valles”. No se sabe a ciencia cierta si el té producía efectos narcóticos o alucinógenos, pero la tradición oral de la región recuerda su exultante sabor, superior a cualquier otro tipo de infusión.

La característica sobresaliente de esta planta era que sus hojas crecían ya secas y así se retiraban. Una sola gota de agua podía disolverla por completo. Al agregarlas al agua caliente, ésta se tornaba de un color verde-amarillento en forma inmediata y las hojas desaparecían si dejar residuos.

miércoles, 22 de octubre de 2014

Sirens of the lambs



Se atribuye a Paul McCartney la frase: “Si los mataderos tuvieran paredes de cristal, todos seríamos vegetarianos”

Imagen: The sirens of the lambs, de Bansky, alude a Silence of The Lambs, traducida de manera literal como “El silencio de los corderos” en España, y como “El silencio de los inocentes” en América Latina, aquella famosa película protagonizada por Anthony Hopkins, basada en el libro de Thomas Harris de 1988. La pieza podría leerse como un intento por evidenciar la ficción suave que recubre el modo de vida carnívoro.

martes, 21 de octubre de 2014

Conociendo a Pitt: Saber qué hacer

Yo, confieso. En la mayoría de las situaciones no sé que hacer pero disimulo. La gente cree que tengo cultura, pero en realidad sólo controlo cuatro nombres, así cuando me equivoco se creen que bromeo:
- Me recuerda a Cien años de soledad, de Cortázar.
- Ja, ja, ja, ja.
La cosas graciosas que digo siempre se las he oído a alguien, pero... ¡qué demonios! a la gente le gusta.
En realidad no consiste en decir algo nuevo sino en decir algo. Algo.

jueves, 16 de octubre de 2014

Píndaro

Ortega y Gasset adoptó como lema de su ética el verso de Píndaro "llega a ser el que eres".
Este lema contiene un imperativo de autenticidad.