Seguidores

domingo, 22 de enero de 2017

El bálsamo de Fierabrás



El bálsamo de Fierabrás es una poción mágica capaz de curar todas las dolencias del cuerpo humano que forma parte de las leyendas del ciclo carolingio. Según la leyenda épica, cuando el rey Balán y su hijo Fierabrás conquistaron Roma, robaron en dos barriles los restos del bálsamo con que fue embalsamado el cuerpo de Jesucristo, que tenía el poder de curar las heridas a quien lo bebía.
En el capítulo X del primer volumen de Don Quijote de la Mancha de Miguel de Cervantes, después de una de sus numerosas palizas, Don Quijote menciona a Sancho Panza que él conoce la receta del bálsamo. En el capítulo XVII, Don Quijote muestra a Sancho que los ingredientes son aceite, vino, sal y romero. El caballero los hierve y bendice con ochenta padrenuestros, ochenta avemarías, ochenta salves y ochenta credos. Al beberlo, Don Quijote padece vómitos y sudores, y se siente curado después de dormir. Sin embargo, para Sancho tiene un efecto laxante, justificado por El Quijote por no ser caballero andante.
Como frase hecha se puede entender su significado, el mismo Donald Trump les ofrece a sus electores el bálsamo de Fierabrás.

16 comentarios:

  1. Jajajajajajaja. Según leía iba pensando a dónde querrá llegar mi malaje favorito y cuando llego a las 3 últimas frases no he podido evitar reirme.

    Ahora bien, te diré, este hombre me da ya una auténtica pereza, justo ahora mismo estaba oyendole alabar a la CIA y llamando a la prensa la gente más deshonesta que hay. Vamos a reconocerle algo, da un juego de narices este hombre.

    Espera que se encuentre con tiburones políticos, porque él es un tiburón empresarial, pero en el mar de la política creo que hay otros tiburones que acabarán comiendoselo.
    Es lo que me parece,no sé.

    Un beso pensativo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y no hay que olvidarse de la divina providencia; ese hijo que tiene ya parece una venganza.

      Un beso.

      Eliminar
    2. El hijo pequeño tiene cara muñeco diabólico.

      Un beso

      Eliminar
  2. Por mucho que el Donald ese se empeñe, me parece que lo del bálsamo es un cuento. Si existiera de verdad, las farmacéuticas ya lo venderían a precio de riñón y medio, así que, mejor esperar a ver qué males nos trae para aplicar el tratamiento correcto... si es que existe tratamiento.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Buena leyenda para hilar algo tan real.
    Te felicito, Pitt.

    Mil besitos.

    ResponderEliminar
  4. y los efectos secundarios al resto de la orbe ??

    ResponderEliminar
  5. Me acuerdo perfectamente de esa escena y de que Trump es presidente de USA tampoco se me olvida.

    ResponderEliminar
  6. No hay bálsamo que cure la diarrea mental...ese fanatismo patriótico, que no olvidemos, padecen millones de americanos que han votado a su Don Quijote particular.
    Nada que ver con otros fanatismos de por aquí,¿o sí?
    Ahí lo dejo.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, por aquí también, he estado a punto de ponerlo pero como tienen tanto tirón no he querido que nadie se cabree. Es lo que tiene el populismo.
      Besos.

      Eliminar
    2. Jajajaja, por aquí también, he estado a punto de ponerlo pero como tienen tanto tirón no he querido que nadie se cabree. Es lo que tiene el populismo.
      Besos.

      Eliminar
  7. yo tampoco soy caballero andante así que no me fío de los balsamitos esos...
    feliz 2017 Misan, espero volver antes del 2018, ⏳
    beso

    ResponderEliminar
  8. Si me va a curar la vida, yo me arriesgo, eh !
    jajaa
    Besos

    ResponderEliminar