Seguidores

jueves, 21 de noviembre de 2013

Gandhi



Siendo estudiante de filosofía hindú, vivía con sencillez, ayunaba a menudo, predicaba la no violencia y, más adelante, insistía en usar su taparrabos característico incluso delante de jefes de estado. Un cínico diría que era simplemente una astucia política para así desarmarlos. Sin embargo, acentúa el principio filosófico que debe estar en el centro de cualquier política de cambio. Un hombre austero y de absoluta modestia. Sus teorías modificaron la configuración política e ideológica del mundo. Un ejemplo de vida y de lucha. Su forma de vida era anterior a su política; trabajó en su persona antes que en un plan para la revolución.

Debes ser el cambio que quieres ver en el mundo.

29 comentarios:

  1. Has hecho una entrada redonda, La última frase da para una reflexión profunda a quienes se acerquen aquí para leerte.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy de la opinión que tanto en el humor como en la reflexión todo empieza en uno mismo.
      Un beso.

      Eliminar
  2. Si te llegas a confundir y pones la ultima frase debajo del burro (de la otra entrada) se lía parda.
    Un personaje admirable, difícil de seguir, especialmente desde nuestra educación. Y vuelvo a la frase es de antología. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Reírse de uno mismo, cambiar uno mismo, todo parte del individuo.
      Abrazos.

      Eliminar
  3. Una frase muy buena dice que "antes de intentar cambiar el mundo mira tres veces tu propia casa", o algo así. La última frase es genial Pitt. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Mandarica, cuando criticamos algo o a alguien nuestra mente está lejos de nosotros mismos, buena reflexión la tuya.
      Besos.

      Eliminar
  4. reflexión sabia que nos invita túhoy hermosa a la vez , gracias por compartir, un abrazo desde mi brillo del mar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya ves que el blog no sólo es de "boutades", jajajajaja.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. A veces, nace alguien distinto, alguien que aunque se cría como los demás es diferente, alguien que no sigue la corriente, que nada contra ella. Y es más difícil aún que sea escuchado y que su voz resuene en el mundo. Ese es el caso de Gandhi. Siempre le he admirado mucho, me ha encantado tu entrada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A pesar de su pacifismo nunca se dejó amilanar pues son conceptos diferentes, era un gran hombre con una inteligencia extraordinaria, era, como dices, un hombre diferente. Cuentan que cuando Gandhi estudiaba derecho en la University College de Londres, un profesor de apellido Peters, le tenía animadversión; pero, el alumno Gandhi, nunca le permitió humillación alguna.
      Un día, el señor Peters, decide vengarse de Gandhi, aprovechando un examen. Pero encuentra dificultades académicas, pues el alumno responde con brillantez a todas las cuestiones. Entonces, el profesor verde de rabia, le interpela: —Señor Gandhi, usted va caminando por la calle y se encuentra con dos bolsas; en una de ella está la sabiduría, en la otra mucho dinero, ¿Cuál de los dos se llevaría usted?. Gandhi responde sin titubear: —¡La del dinero, profesor!—. El susodicho, sonriendo le dice: —Yo, en su lugar, hubiera agarrado la sabiduría, ¿no le parece?—. Y Gandhi respetuoso responde: —Cada uno toma lo que no tiene profesor—.

      Eliminar
  6. Todo un ejemplo a seguir, la verdad. La última frase que has puesto da para pensar, sí...

    Un beso :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Mar, debemos fijarnos en ejemplos que merezcan la pena, al fin y al cabo no es mucho trabajo porque son escasos.
      Un beso.

      Eliminar
  7. Si, lo de no mirar la paja en el ojo ajeno sin quitar la viga del tuyo. El caso es que yo no estafo ni robo a nadie, pero los demás no dejan de hacerlo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nos ocurre con frecuencia, con demasiada frecuencia que las únicas soluciones que aportamos son que hagan o no hagan esto o lo otro los demás, excluidos uno mismo y sus allegados.

      Eliminar
  8. Sí, lo que mucha gente califica de egoísmo, es fundamental para el bienestar de todos. Hay que "trabajarse" a conciencia, sin hacernos boicot y sufriendo y llorando si hace falta para cerrar heridas. Después de este proceso, que puede ser más o menos largo, y una vez limpios como niños, dar rienda suelta a nuestros afectos, alejarnos de personas tóxicas y creernos seres únicos, porque lo somos. Un poco de solidaridad, modestia y mucho amor y sí, podemos cambiar el mundo. Besos a todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un lindo comentario que nos ayudaría a ser mejores personas y, con ello, como dices, poder cambiar el mundo.
      Besos.

      Eliminar
  9. Lo más generoso hacia los demás es sanear individualmente.
    Besos al Pitt amoroso y misántropo por instinto de conservación en su contracorriente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por ser siempre tan amable, quizá después de que termine la semana no me dedicas estos comentarios tan cariñosos y es que no puedo remediar, de vez en cuando, poner los puntos sobre las íes. Al final de la semana comprenderás mejor esta respuesta. Quede claro, no obstante, que a personas como tú es imposible no apreciarlas. Eres buena, una mujer de buena voluntad (tampoco eso quiere decir que uno esté en posesión de la verdad, no te vengas arriba, jajajajajaja).
      Besos.

      Eliminar
  10. Fue y es un ejemplo.
    Jamas para el Camps vamos que no le veo yo a el en su despacho un posters suyo...
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, yo tampoco lo veo y, mucho menos, un poster de Camps en casa de Gandhi.
      Besos.

      Eliminar
  11. Gandhi fue una persona admirable, personificación del bien.
    Una vez que un hindú arrepentido, porque en los disturbios había matado a un pequeño musulmán, le preguntó a Gandhi qué debía hacer, le respondió que recogiera a un huérfano musulmán y lo criara como musulmán.

    Estoy cada vez más cansada e ineficiente, actualmente convertida en una enfermera semi-útil, con poca tarea en realidad. Mi hijo mayor todavía no camina aunque ha avanzado mucho en la recuperación de sentir su propio cuerpo y moverlo. A grandes rasgos, dicho por mí que no soy profesional de la salud, aunque tan ignorante no sea, lo que le falta es de las rodillas para abajo y algo de fuerza en los dedos para abrir algunos envases. Estuvo hospitalizado casi 7 meses Está en casa, desde la noche del primer lunes de este mes, ese día hizo todos sus ejercicios de terapia en la clínica hasta las 6 PM. Allá los hacía de lunes a sábado, feriado o no. Al salir, ha habido muchas dificultades para conseguir hora para las terapias ambulatorias en un lugar que las haga con la especialización que se necesita, no lo hace cualquier gimnasio de kinesiterapia. En el total de mi vida diaria: dificultades administrativas con los servicios de salud, con el funcionamiento de los servicios de correos y todo tipo de dificultades. De todos modos, con la gracia de Dios, se ha ido recuperando en casa, avanzando en su capacidad de movimientos, como poder levantar una pierna estando sentado, etc. En realidad, lo peor en estos últimos 8 meses, ocurrió el segundo día del mes pasado, cuando una neuróloga, en contra de la opinión de fisiatras y otros médicos que siempre habían dicho que la recuperación era cosa de tiempo y ejercicios, controlado médicamente; le dijo que no se hiciera muchas ilusiones que quizás nunca volviera a caminar normalmente sino con muletas o bastón. Le dije que no hiciera caso, lo mismo que ella dijo tenía contradicciones, como que lo que está de acuerdo con todos es que es un caso atípico debido seguramente a que tomaba de antes, un medicamento para controlar la otra reacción autoinmune permanente que tiende a llenarle el tubo digestivo de fibras de colágeno; los kinesiólogos y fisiatras habían señalado antes que su recuperación iba rápida en comparación con otros casos que han llegado con el mismo grado de parálisis; dijo que unos dolores que ha sentido en la superficie misma de los muslos correspondían a casos más graves que lo que parecía; pero si es atípico, ¿cómo puede estimar tanto el resultado final? En los 33 días restantes que estuvo hospitalizado haciendo ejercicios, siguió avanzando más rápido que los casos típicos. Algo diferente que da ánimo, es que entre 3 y 2 días antes de salir de la clínica, le reinstaló todo el “software” al computador de una enferma de una pieza vecina, la que sin eso, no habría podido usar su correo electrónico; nos pidió lo necesario para hacerlo que era poco: un dispositivo y algunos discos.

    Un cariñoso saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Eugenia Cristina por tu comentario y que sepas que todos apoyamos vuestra tenacidad en la mejor y más rápida recuperación de tu hijo.
      Un cariñoso saludo.

      Eliminar
  12. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  13. Como cambiar a ciertas edades cuesta y no quiero un mundo como yo, pediré en Navidad un Gandhi para nuestro país...también puedo pedir que cambiemos todos para cambiar...seguro que como siga pidiendo me traen carbón.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Además de pedir hemos de tratar de ser como el mundo que queremos (repetimos).
      No me olvido de contestar tus preguntas retóricas en un próximo post pero tengo urgencia en publicar los dos siguientes.
      Gracias y un beso.

      Eliminar
  14. Ya te comento, al principio, que me cuesta cambiar y no quiero un mundo como yo (repetimos) Ainsssssssssssss
    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Me encanta Gandhi y la no violencia. Es todo un ejemplo de lo que es ser coherente con unos principios.

    Lo admiro...

    Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un gran hombre, una gran causa la de la libertad de su pueblo y una gran inteligencia en su aplicación.
      Nobleza.
      Un beso.

      Eliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.