Seguidores

martes, 14 de enero de 2020

Más mariquitas



Las mariquitas son símbolo de la buena suerte desde la Edad Media. Cuenta una leyenda europea que durante aquella época hubo unas plagas de pulgones que destruían las cosechas, esto significaba hambre para cientos de personas que dependían de los productos del campo. Los agricultores rezaron a la Virgen María en busca de ayuda. Poco después llegaron las mariquitas y, con su voraz apetito, devoraron las plagas y salvaron las cosechas.
Desde entonces los agricultores llamaron a las mariquitas los "escarabajos de Nuestra Señora". Las alas rojas se dice que representan el manto de la virgen y los puntos un símbolo de las penas y alegrías.

En España hay muchas mariquitas.

19 comentarios:

  1. Una bella historia o leyenda , vaya usted a saber lo que es cierto es que en España hay muchas mariquitas ,,¿será simbolo de buena suerte ???..buenos día de martes a vivir que son dos días.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son leyendas que, posiblemente, tengan algo de verdad en su origen.

      Abrazo.

      Eliminar
  2. No conocía esta leyenda pero siempre que veo una en mi ventana, que alguna vez se acercan, les cantó una canción que aprendí desde pequeña para que echen a volar... y vuelan... Me encantan. Es uno de los animales más simpáticos que he visto.

    🎸🎵🎵 "Cuqueta de Dios, abre las alas y vete con Dios" 🎵🎵🎵:-) Algo ya tenía que ver con tu leyenda.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un insecto que goza de gran popularidad en todos los países, se dice de nuestra popular cuqueta de Dios o cuqueta de Santa Catalina que ya se utilizaba en China hace 2.000 años, que en 1898 salvó la cosecha de naranjas en Estados Unidos y que puede consumir hasta un centenar de pulgones por día...

      También tu simpatía es digna de elogio.

      Un beso.

      Eliminar
  3. Me encantan. Lo de la buena suerte, ya es creencia. Que en España hay muchas, no sé. Siempre sacralizando todo en este país.
    Esto es real: sabía que se comen a los pulgones. Un día me habían colonizado una planta. Me volví loca buscando una mariquita (de ahí que no sé si hay tantas por estos lados). Bueno, encontré una y con cuidado la dejé en al planta. Se paseó sobre los pulgones como media hora y se fue. Debería estar empachada, digo yo.
    Podría comentar la parte metafórica pero mejor otro día.

    Besos, Pitt.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me he fijado en la razón que tienes con eso de sacralizar todo, lo cual demuestra que las tradiciones no siempre son como uno desea, por otro lado hay que pensar que hoy en día ha perdido todo su efecto en la sociedad.

      La parte metafórica ya la ha contestado Noelplebeyo.

      Besos, Vero.

      Eliminar
  4. Siempre los depredadores están bien valorados
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No soy ningún experto del tema así que escucho con interés tu analogía: ser mariquita es como ser depredador.

      Saludos.

      Eliminar
  5. mi hija está atenta a ese bichito. Pero no es una depredadora de ellas ja, me alegro por eso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como dice Mag es un bichito que cae simpático a todo el mundo.

      Eliminar
  6. Hola pues te diré que no conocía esta leyenda... Pero al igual que hay mariquita, también habrá mariquitos, no? El esposo de la mariquita, besos de flor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que se llaman igual: mariquitas. Por lo menos hasta a ver que dice el vicepresidente del Reino de España.

      Besos.

      Eliminar
  7. Sí, por lo menos se comen los pulgones sin mediar insecticidas, lo cual es de agradecer.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Cuando era pequeña y jugaba con mi grupo de amigas, si una mariquita se posaba encima de alguna, era símbolo de buena suerte y había que pensar un deseo para que se cumpliera. Son unos insectos muy bonitos. A mí me gusta mucho dibujarlas. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son majísimas y atraen la buena suerte y el amor.

      Besos.

      Eliminar
  9. Ya te he contado mi pasión por ellas cuando niña (a veces pasión letal). Y aún me gustan

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con lonpoco que me gustan los insectos y me caen fenomenal.

      Besos

      Eliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.